27/7/09

Galicia: O PP volve a privatizar os centros sanitarios

M. MORENO / V. PI - SANTIAGO / MADRID - 27/07/2009 Público.es


El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo (PP), se comprometió durante la campaña electoral a mantener un sistema sanitario público y garantizó, además, "espera cero" a los pacientes enfermos de cáncer o aquejados de otras patologías graves. Sus declaraciones tenían especial relevancia después de que sus antecesores al frente de la Xunta la coalición integrada por PSOE y BNG lograran que los centros de salud privatizados por el gobierno de Fraga volvieran a manos públicas.


Apenas cuatro meses después de que el PP lograra vencer en las urnas, varios colectivos de profesionales del ámbito sanitario acusan al ejecutivo de Feijóo de "copiar el modelo de privatización" puesto en marcha por los gobiernos de Madrid y del País Valenciano.


La conselleira de Sanidade del Ejecutivo gallego, Pilar Farjas, califica de "demagógico" el discurso que enfrenta a la sanidad pública y la privada, porque entiende que "necesariamente deben coexistir". No obstante, se niega a precisar su postura sobre la posibilidad de importar el modelo de gestión sanitaria privada implantado por Aguirre y Camps.


Para la conselleira, "la responsabilidad de un buen gobierno radica en ofrecer a los usuarios una atención sanitaria en tiempo y calidad adecuada. Un gobierno responsable debe usar todos los recursos existentes en la comunidad".


"Recorte y paralización"


Desde la plataforma galega pola Defensa da Sanidade Pública, denuncian el "recorte de fondos" llevado a cabo por el Gobierno conservador. Señalan la "paralización" de las infraestructuras sanitarias "El hospital de Lugo está acabado pero sigue cerrado" y apuntan que la intención de Feijóo no es otra que "reducir el número de camas disponibles para derivar a los pacientes a clínicas privadas".


"En Vigo, se está condicionando toda la Sanidad pública en beneficio de una empresa privada: el hospital clínico de Povisa", precisan.


La Generalitat Valenciana implantó en 1999, con el hospital de La Ribera, en la localidad valenciana de Alzira, el modelo PFI (Iniciativa Privada de Financiación, en inglés), que llevaba unos años funcionando en Inglaterra. El hospital de Alzira fue construido por la empresa Ribera Salud, que también se encarga de su gestión, incluida la contratación del personal sanitario, a cambio de una cuota mensual.


Madrid siguió este modelo en 2008 en el hospital de Valdemoro. Los otros siete nuevos hospitales construidos en los últimos dos años en la región siguen un modelo similar, aunque es la Consejería la que contrata al personal mediante las empresas públicas que ha creado en cada centro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario